Samsung Galaxy S7: Snapdragon 820 vs Exynos 8890

El lanzamiento del Galaxy S6 fue un acontenimiento importantísimo para Samsung. No sólo la empresa probó que podía hacer un diseño impresionante, sino que el teléfono fue la culminación de lo que imaginábamos como un teléfono lleno de avances tecnológicos. Almacenamiento interno más rápido, mejor cámara, memoria RAM más rápida y un largo etcétera, pero sobretodo un nuevo procesador de cosecha propia.

Para aquellos de nosotros que sabemos como funciona la industia, el hecho de que Samsung haga una mezcla de procesadores no es una novedad. De hecho, hasta el Galaxy S6, el fabricante de Corea del Norte siempre había tenido una fuerte y continuada relación con el gigante del silicio, Qualcomm, con sede en los Estados Unidos, el cual ha sido el encargado de subministrar los chipsets Snapdragon para el mercado de los Estados Unidos y algunos otros, mientras que el resto del mundo recibía los chipsets Exynos propios de Samsung. Y mientras que el Galaxy S6 sólo estuvo disponible con chipset debido a algunas deficiencias presentadas por el Snapdragon 810, ahora el acuerdo de colaboración está de vuelta con el nuevo Galaxy S7.

Por tanto, si vives en Estados Unidos tendrás un procesador de cuatro núcleos Snapdragon 820, y si vives en otro lugar, seguramente contarás con un Exynos 8890 Octa. A continuación un rápido resumen de características para ambos chipsets.

Snapdragon 820 vs Exynos 8890

Como puedes ver, la diferencia más importante entre estas dos soluciones es el número de CPUs, con el Snapdragon 820 utiliznado cuatro núcleos y el Exynos 8890 haciendo uso de ocho. Pero esto esta diferencia no supone una gran diferencia entre ambos chipsets.

La verdad es que el Snapdragon 820 se ha alzado como ganador de 6 de las 9 pruebas, aunque por muy poco. El Exynos 8890 demostró ser una mejor solución para la navegación web. Y es que cuando pagamos 700 euros por un teléfono, lo mínimo que esperamos es que sea igual de bueno que el de nuestro vecino. Es por eso que muchas personas estaban esperando a los tests de rendimiento del Exynos 8890 y Snapdragon 820. Teniendo en cuenta que el S7 y el S7 Edge son idénticos en cuanto a hardware, a continuación os dejamos los resultados.

Snapdragon 820 vs Exynos 8890 benchmarks

Como habréis podido apreciar, los dos chipsets son muy parecidos en líneas generales. Aún así, la variante Exynos ha experimentado algunos problemas con la prueba de GPU, Manhattan, que vemos en GFXBench, por lo que ha obtenido una puntuación ligeramente inferior a la de su rival. Sin embargo en la prueba T-Rex el resultado fue clavado para ambos conjuntos de chips.

Dicho eso, al Snapdragon 820 le fue notablemente peor a la hora de navegar en los benchmarks, cosechando una puntuación el doble de mala en Sunspider (donde menos es mejor). El Exynos 8890 también cuenta con una significativa ventaja en el completo benchmark Vellamo Browser (que fue desarrollado por Qualcomm).

Por último señalar que ambos dispostivos devuelven puntuaciones muy consistentes y similares en todas las pruebas excepto en una: Vellamo Metal. Esto nos ha llevado a pensar que hay algo en el diseño del benchmark que permite mayores variaciones en las puntuaciones, con unas diferencias de unos 700 puntos entre las puntuaciones más bajas y las más bajas registradas. Así, mientras que el Exynos 8890 registró una puntuación notablemente inferior en Metal, vale la pena señalar que en su mejor puntuación sí logró 3.430 puntos, lo que convierte la diferencia en insignificante.

En conclusión, tanto si compramos un Galaxy S7 o S7 Edge con Snapdragon 820 como con Exynos 8890, el rendimiento que podemos esperar será muy similar. Al menos eso es lo que se extrae de los benchmarks.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *